TESTIMONIOS

Lily Yuste

Ayer estuve en el taller virtual Empodérate con Nohemi Hervada y me pareció fantástico. Realmente me siento bastante empoderada pero estando en el taller me he dado cuenta que a veces paso por alto detallitos que IMPORTAN, especialmente en la relación con los médicos y pediatras.

Además, en pocos minutos y a través de la conexión a internet (jeje) , se instaló un clima muy amigable y  alegre entre las asistentes. No conocía a Nohemí  aparte de leer algunos de sus posts. Fue Vivian Watson quien me aconsejó este curso, que ella ya había hecho. Realmente le agradezco haberme aconsejado este taller.

Me sirvió mucho y me hizo sentir acompañada en muchas decisiones empoderadas que tomo y que a veces pueden parecer fuertes o faltas de respeto. Gracias al taller me he dado cuenta que las primeras faltas de respeto llegan de los demás y por esto sacamos nuestras leonas.

Así como Vivian hizo conmigo, yo quiero aconsejarte a ti este taller, especialmente si te sientes sumisa frente a médicos o familiares que te agobian con sus criticas, este taller te ayudará a saber contestar con tranquilidad y respeto. Puedes ver la página de este taller AQUÍ … Nohemi te encantará.

Una nota: las asistentes al taller tendrán acceso a un grupo cerrado en facebook donde comentar y consultar. Yo ya estoy dentro … ¿vienes tú también?”

Sheyla Gómez

Conocí a Nohemí de forma indirecta, tal vez de la mano incorrecta, ya que no tenía una buena impresión sobre ella y la  imagen que me proyectaba. Pero siempre he dicho que para conocer bien a la gente tienes que hacerlo por ti misma y luego  opinar.

Empecé a indagar en su web, videos de porteo, de empoderamiento. Empecé a portear con varios videos de ella. Caí en la tentacion de comprar dos talleres online: Sácate Partido y Empodérate. Me lo pensé mucho, pero mereció la pena.

Me atrajo, me gustó y consiguio que quisiera saber más sobre ella y su trayectoria profesional,  que suele ir siempre unida a lo personal ya que comparte muchisimas cosas muy suyas.

Ya había hecho una formación como asesora de porteo y admito que miré su formacion como Asesora Continuum, pero decidí, por su contenido,  realizar el de Asesoras de Porteo Mimos y Teta. Éste no  solo  es completo por su todo su contenido de porteo, sino sobre muchos temas de crianza y empoderamiento.

Por supuesto también compré su libro para mi biblioteca maternal. Poco a poco fueron “enamorándome” sus proyectos. Seguí con la formación continua de Asesoras de Porteo con la que día a día voy creciendo personal y profesionalmente.

Ella  me hizo darme cuenta de lo importante que es ser nosotras mismas, proyectar y defender lo que queremos ser y somos, ¡féminas poderosas!.

Ahora tengo que decir que de aquella imagen que me indicaron no tiene nada que ver con la realidad. La considero una de las mejores referentes a seguir, con sus cosas peculiares incluidas jejeje. Soy una fan incondicional de ella y todos sus proyectos y algún día espero que ella tambien pueda serlo de mí.

Gracias a ella me animé  a realizar asesorías on line. Voy aprendiendo cada dia más y sobretodo conciliando este trabajo con mis hijos, que es lo que yo quería.

Espero estar presente como alumna en su Emprende en Femenino, ya que si haces alguna formacion suya, acabarás enganchada. Y todo ello siempre acompañada de #labiosrojos (ella ya sabe…).

En definitiva poco a poco le vas cogiendo cariño personal y profesionalmente

Fanny R.M.

“Hace menos de 15 días que realice el taller en diferido de “Sácate partido” y fue un error por mi parte pensar que me resultaría algo monótono al no poder comentar y no poder estar en directo.

Me llevé una grata sorpresa al ver tanta frescura (la de Nohemi) que me enganchó desde el primer momento como si allí estuviese en el mismísimo taller on line.

He de decir que desde que lo hice algo se ha removido en mi interior y desde ese entonces es como si fuese más consciente de que “yo” también existo y no por ello soy “egoísta”, sino todo lo contrario.

Cuanto más aprendo a darme a mí misma, más me refuerza para dar a los demás, en este caso a mi familia.

Recién me acabo de incorporar a la vida laboral después de mi segunda maternidad y este taller me ha venido fenomenal para marcar un antes y un después que nace desde mi interior y que florece día a día.

Muy contenta e ilusionada con mis primeros pasos. Gracias Nohemí

Saskia Huiskamp

Con Nohemí vas a un taller por un interés y sales con mil intereses nuevos y renovadas ganas de aprender. Pero no sólo eso; te ríes, disfrutas y ¡sales llena de energía! Vamos, de taller a terapia en tan sólo unas horas. ¡Gracias Nohemí Hervada!

Taller “Habilidades de Comunicación para Asesoras de Lactancia Materna”– Marzo 2015

Vanessa-Las 7 vidas del gato

“Creo que he llegado a un punto de mi vida en el que necesito sentirme realizada, comleta.
Yo me sentía completa después mi maternidad, pero me faltaba algo, me olvidaba de algo muy importante, aunque más que un algo es un alguien, yo.

Y parece algo sin sentido, ¿cómo puedo haberme olvidado de mi misma en el momento de más plenitud de una mujer que es cuando acaba de dar vida? Debería sentirme como una diosa, como la diosa que soy. Sí, sí, soy un ser capaz de crear vida, ¿no se le presupone ese poder a dios?

Pues eso. Pero a lo que iba, en la vorágine de la maternidad me perdí. Y ha hecho falta encontrarme con Nohemí Hervada para darme cuenta de eso.

El mes pasado hice su taller “Sácate partido” el cual fue muy revelador para mi. Entendí cosas sobre mi misma de las cuales había pasado por alto y aunque yo no esperaba gran cosa, lo mejor fué que me removió por dentro.

Os parecerá una tontería, pero creo que ahora soy otra persona, aún tengo muchas cosas que arreglar de mi misma, pero la rev
olución ha empezado. Hay que dar un paso para empezar el camino y yo, yo ya lo he dado. Tengo la cabeza llena de ideas, proyectos, etc. Pero no quiero dar un paso en falso. Todo tiene su tiempo y lugar. Todo tiene un porqué y yo estoy a  punto de lograrlo.”

Artículo escrito originalmente en el blog Las 7 Vidas del gato y reproducido aquí con el permiso de su autora

Vanessa-Las 7 vidas del gato

“Creo que he llegado a un punto de mi vida en el que necesito sentirme realizada, comleta.
Yo me sentía completa después mi maternidad, pero me faltaba algo, me olvidaba de algo muy importante, aunque más que un algo es un alguien, yo.

Y parece algo sin sentido, ¿cómo puedo haberme olvidado de mi misma en el momento de más plenitud de una mujer que es cuando acaba de dar vida? Debería sentirme como una diosa, como la diosa que soy. Sí, sí, soy un ser capaz de crear vida, ¿no se le presupone ese poder a dios?

Pues eso. Pero a lo que iba, en la vorágine de la maternidad me perdí. Y ha hecho falta encontrarme con Nohemí Hervada para darme cuenta de eso.

El mes pasado hice su taller “Sácate partido” el cual fue muy revelador para mi. Entendí cosas sobre mi misma de las cuales había pasado por alto y aunque yo no esperaba gran cosa, lo mejor fué que me removió por dentro.

Os parecerá una tontería, pero creo que ahora soy otra persona, aún tengo muchas cosas que arreglar de mi misma, pero la rev
olución ha empezado. Hay que dar un paso para empezar el camino y yo, yo ya lo he dado. Tengo la cabeza llena de ideas, proyectos, etc. Pero no quiero dar un paso en falso. Todo tiene su tiempo y lugar. Todo tiene un porqué y yo estoy a  punto de lograrlo.”

Artículo escrito originalmente en el blog Las 7 Vidas del gato y reproducido aquí con el permiso de su autora

Azucena Caballero

Azucena Caballero“Darme el permiso para realizar el taller “Sácate Partido” con Nohemi Hervada y tomármelo en serio e ir implementando pequeños cambios cotidianos en mis rutinas para incluir el cuidado de mi piel, mi aspecto, mi ropa, etc, ha sido uno de los factores determinantes para profundizar en mi autoconocimiento, fomentar mi autoconfianza y sentirme mejor conmigo a misma a niveles muy distintos. Los cambios positivos han sido múltiples, desde mi imagen profesional, hasta la percepción de mí que tengo yo misma. Nohemí en sus talleres no solo da herramientas prácticas para que cuides tu exterior, si no que sobretodo te da pautas y conocimientos que te ayudan a cuidar tu interior, a empoderarte y a embellecerte desde dentro, desde donde nace la auténtica belleza. Recomiendo a cualquier mujer que desee tener el control de su vida en todas sus facetas que aproveche la sabiduría de Nohemi y que se apunte a n taller, porque es verdaderamente transformador y mejora tu vida.”

Ana García del Río

Hace algunas semanas hice el taller “Empodérate” con Nohemi Hervada online.
Era mi primera experiencia con ella y mi primer curso online, así que ya se pueden imaginar qué expectante estaba…
Primero por “medir” a Nohemi como comunicadora y asesora, y valorar en carne propia cómo podía influir su mensaje… Por otro lado experimentar si un curso on-line merecía la pena y si me aportaría algo nuevo….

Las respuestas a todas estas cuestiones no tardaron en llegar,… en las dos horas y pico que duró el curso me lo paseé bomba! En serio, me reí, disfruté, desconecté de mis mil temas y aprendí… Conocí la experiencia de otras madres de mi “cuerda” y Nohemi cumplió con todas mis expectativas como persona y como “madre guía”.

Considero que las madres “apegadas” somos como un clan que ha decidido criar a sus hijos de una forma algo diferente de lo que marcan los cánones, y aunque todas somos fuerte y valientes a veces, que una “madre guía” como Nohemi marque las pautas y ordene las ideas es enriquecedor y para muestra un botón:

Hoy mi segunda hija ha sido vacunada por una enfermera ojiplática mientras yo, su madre empoderada, le daba el pecho porque era la única forma en la que yo iba a consentir que la pinchara. Alicia lloró (mi hija) pero yo gané!!
Gané fuerza, autoestima, seguridad en mi misma y en mi maternidad. Protegí a mi niña con besos y palabras al oído y me fui de esa consulta deseando compartir mi testimonio.

Gracias Nohemi por ordenar ideas, por compartirlas y por haber decidido ser una profesional madre guía.”

 

Dora Rodríguez

“Empoderarse es algo imprescindible si quieres criar un hijo en el siglo XXI, donde absolutamente todo el mundo se cree con derecho a opinar sobre todo lo que haces y lo que dices.
Somos hijas de mujeres sumisas, nietas del franquismo. Crecimos diciendo que sí a todo y desahogándonos en privado, que “si lloras, te pones fea”.
Con los consejos aprendidos podemos enfrentarnos a cualquier situación adversa y decir lo que opinamos o lo que queremos hacer sin que nos tiemblen las piernas.” “Siempre he cuidado bastante mi imagen, así que se agradecen nuevos tips para empoderarnos también desde fuera. Cada día me esfuerzo por que se disocie de una vez la imagen que se tiene de la crianza con apego, estereotipada en madres hippies, desaliñadas, descuidadas, que no tienen aprecio por su imagen personal porque lo encuentran algo banal y materialista. 
Pues señoras, soy una simplemamá, porteo, colecho, amamanto y estoy divina de la muerte!”

Esmeralda Solís

“Nunca he dado mucha importancia a mi exterior, a lo que transmitía, a lo que llegaba a los demás, yo era yo y si alguien no estaba conforme, carril!. Qué bonita coraza, verdad? Porque básicamente yo no era yo, y este año que me he dedicado a mí, a profundizar, a verme, a respetarme, a darme mi sitio, a escarbar profundo y darle la mano a mi niña pequeña interior gravemente enfadada.Este año que he descubierto otro yo que me gusta mucho más, más sereno, menos autoexigente y más respetuosa conmigo misma, que me doy tiempo para pensar y para meditar, que me cuido y dejo que me cuiden, que me escucho y me doy valor.

Justo en ese camino apareció en el momento oportuno Nohemi, ya estaba de antes, ya estaba ahí, pero justo el taller de “Empoderate” en Oh!laluna, que creo que ella misma pensó que para qué lo necesitaba. Es probable que lo necesitara más que nadie, porque yo no necesitaba empoderarme ante nadie, ante nadie tan difícil como ante mí misma. Ni más ni menos. Ante mi misma, y fue el empuje que hizo encajar otra pieza del puzzle, y desde ese día no paran de encajar piezas una tras otra, no dudo que seguiré colocando cosas, porque el proceso ahora es imparable y no quiero que pare.
Ya en la formación de Asesoras Continuum, siguiendo mi camino personal, llego el “Sácate Partido”…y para mi ese es: saca todo lo que tienes dentro y enséñaselo al mundo, no es una fachada exterior, no es pintar y revocar desconchones, es curar y sanar heridas y ahora mi sonrisa no tiene un lado triste!.
esme Que no es solo pintura en los ojos, brillo de labios, peluquería y revisar ropajes (que no viene nada mal por cierto), que es mirarnos dentro y pensar qué queremos que sientan y piensen los de afuera, pero qué queremos de verdad, sin fachadas, ni máscaras, es no castigarnos más con autoimposiciones y respetarnos nosotras mismas las primeras.
Así que ojalá todo el mundo se animara para hacer los dos talleres, ahora seminario conjunto (gran idea porque son los dos necesarios) porque no es chapa y pintura, es felicidad y amor puro, es cambio, es cambio del que sale de entro hacia afuera y se refleja y te ilumina la vida.
 
Por lo tanto ¿Me han servido? SI, rotundo, han llegado para aportarme en mi vida justo lo que necesitaba, en el momento que lo necesitaba y para empujarme a continuar el camino comenzado que no dudo es el correcto. Mi familia es mucho más feliz, si yo soy feliz de veras, y ahora sonrío en abierto!.”

Esmeralda Solís Post Publicado originalmente en Siriñadas y copiado aquí con permiso de su autora

L.G.

“Acudí al taller de Empodérate trás un taller sobre porteo, cuando mis mellizas tenían 3 meses.
Para entonces ya había tenido todo tipo de críticas, sobre todo por darles lactancia exclusiva a pesar de haber salido del hospital con biberones debido a una complicación en el parto que hizo que mi segunda hija naciera por cesárea de urgencia. Yo tenía claro que iba a dales pecho a las dos y soy una persona cabezota y estaba muy informada, pero nunca pensé que la gente del entorno cercano, familia incluida me lo fuera a poner tan difícil, tanto como para hacerme dudar en muchos momento de ser capaz.
Antes del taller me aterraba ir al pediatra, que me hacía dudar de todo, sobre todo de los puntos en los que yo no estaba de acuerdo con él. Tras el taller, hace unos 5 meses ya, todo ha cambiado, y ya nadie, ni el pediatra se atreve a tratarme como antes.
Recomiendo este taller a todas las madres, porque permite que disfrutemos de nuestras decisiones y que nadie nos inquiete ni nos robe ni un minuto de nuestra felicidad. Te enseña tanto a poner a los demás en su sitio, como a ponerte tú misma en tu sitio, que es igual de importante.
Espero poder hacer pronto el taller de Sácate partido, aunque sea Online, porque estoy segura de que será una inversión para el futuro y que usaré todo lo aprendido a diario.
Gracias Nohemí, ha sido una suerte conocerte.
Besos”

Vivian Watson

 Desde el momento en que te quedas embarazada y asistes a tu primera revisión, pareciera como si dejaras de ser una persona adulta, dueña de sus decisiones.
Tantos controles, chequeos y pruebas en las que nunca das la talla, porque siempre pareciera que no lo estás haciendo bien, la vaga sensación de culpa al salir de la consulta del ginecólogo, en donde nadie te ha preguntado cómo estás tú, y la consecuente actitud de sumisión que inconscientemente adoptamos frente a una bata blanca…
Esa actitud paternalista de la gente ante una embarazada, sobre todo si es primeriza, termina por hacerte sentir que, efectivamente, no sólo estás enferma sino que además eres una niña que no puede pensar por sí misma, y por eso necesitas los consejos no sólo de los médicos sino también de cuanto desconocido se te cruce en la calle, que seguro que saben más que tú (aunque no hayan tenido hijos).La cosa no mejora cuando nace el bebé, al contrario.
La nueva madre se tiene que enfrentar a todo tipo de críticas, observaciones, consejos no solicitados y a menudo contradictorios, y muchas veces no está preparada para afrontarlos: cansada, con las hormonas del postparto haciendo de las suyas y la responsabilidad repentina de cuidar a un recién nacido que en todo depende de ella, lo más probable es que se crea, sí, desvalida. Desvalida, insegura, infantilizada.Todo esto tiene que ver también con esa «niña buena» que a todas nos han enseñado a ser, y de la que hablo en este post.
Esa niña sumisa, quietecita, que tan pronto aprendió a callar, a sentarse con las piernas cruzadas, a ser siempre dulce y agradar a los demás aún a costa de sí misma. Esa, que por alguna extraña razón vuelve a apoderarse de nosotras cuando estamos frente a una bata blanca.Pero la realidad es que sabemos en todo momento qué es lo mejor para nosotras y para nuestros hijos. Sólo tenemos que saber que sabemos, y creérnoslo.
Por eso me gustó tanto el taller Empodérate de mi querida Nohemí Hervada, al que asistí hace poco. Porque Nohe compartió estrategias muy poderosas que podemos poner en práctica cuando necesitamos hacer valer nuestra voz pero nos  sentimos inseguras. Desde la actitud corporal hasta lo que decimos, y cómo lo decimos.
Yo me sentía ya bastante empoderada antes de asistir al taller, pero me di cuenta de que no lo estaba tanto. Por ejemplo, una cosa que solemos (suelo) hacer es pedir disculpas, de manera implícita o explícita, por las decisiones que tomamos. O dar explicaciones a personas que en realidad no tienen nada que ver con nosotros ni con nuestros hijos. O «pedir permiso» en lugar de informar. Desde que fui al taller estoy más pendiente de mi lenguaje corporal, que transmite muchísimo más que nuestras palabras. Yo debería saberlo,  como narradora oral que soy (aunque ahora no esté ejerciendo), pero lo había olvidado.
Ahora procuro mantenerme erguida y no encoger los hombros. Sólo con ese gesto tan pequeño me siento más segura y dueña de mí misma. El taller me ha servido para tomar conciencia también de las palabras que uso y cómo transmito mis ideas. Y lo más importante de todo esto es que si nos sentimos seguras de nosotras mismas, esa seguridad es lo que transmitimos a nuestros hijos.
Siempre pienso que es muy importante el trabajo personal que hacemos con nosotras mismas, por nosotras y por nuestros hijos.”

Patricia Osuna

“Como es de bien nacidos ser agradecidos, quería tomarme mi tiempo para escribir una reseña sobre el taller de “Sácate Partido” impartido por Nohemi Hervada.

A simple vista parecer un curso más, incluso por el nombre os puede llevar a creer que se trata un monográfico sobre automaquillaje, pero no os llevéis a error. No os vais a encontrar algo que solo tape defectos exteriores.

Es algo más. Descubrir tus posibilidades más allá de la capa externa que nos cubre, saber que tenemos una amplia gama de posibilidades de vida a nuestro alcance y ayudar a superar nuestros miedos.

A todo lo que dos palabras “Sácate partido” podáis encontrar significado.

Hace algunos años que pasé por inseguridades, es sin duda, una ventaja de ir haciéndose mayor, pero la vida a veces te hace pasar por determinadas pruebas. Creo que hubiese necesitado este taller hace 4 o 5 años, me hubiera abierto los ojos a muchas cosas. Por eso, si estás en un momento “raro” de tu vida, sea postparto, postdivorcio o pre-cuarentañero, no lo dudes. Ayúdate a ti misma, si no te empiezas a querer de verdad, nadie va a hacerlo por ti”

Maica Luis

“ ¿SÁCARME PARTIDO? Si yo era de las que ni miraba los escaparates por no verme reflejada. Llevo unas semanas queriendo escribir sobre el Taller “Sácate Partido” que imparte Nohemi Hervada, con excusas como: tengo que pensarlo bien, ahora no tengo tiempo, luego me siento y en un rato lo hago… pero en el fondo, llevo unas semanas acordándome de Noe y sus enseñanzas a cada rato y lo que es mejor, poniéndolas en práctica con los pequeños grandes gestos del día a día- un ponte rímel nena que tú lo vales – y solo me cabe decir GRACIAS, infinitas gracias por tocar el interruptor que ha hecho saltar el resorte para re-descubrir que con poco que haga por estar mejor… gano en confianza y seguridad, esa que hace tiempo – mucho tiempo – tenía dormida, escondida y apartada.

Ahora me gusto y me acepto y sobre todo me quiero y son esos pequeñas-grandes detalles que hacen la diferencia… ponte brillo y saca tu mejor sonrisa. Agradecida y feliz.

Hace años que no me veo… mi físico no acompaña a la idea que mi cabeza y mi mente tienen de mí. La edad, los kilos y supongo que la simbiosis de ambas se tradujo en no me quiero ni ver… La vida, el corre corre, el trabajar en casa… y poco tiempo libre… se van uniendo a dejarte llevar, llegando a un punto en el que la imagen que veía no me gustaba, no me reconocía y por lo tanto evitaba. Hoy después de varias semanas… ya un mes de buenas prácticas y maneras ! he tenido un recaída… si sí… me han dado las 12 y las prisas, el que no llego, tiene que estar antes de las X para que llegue a tiempo… me olvidé de mí. Y cuando me he visto en el espejo, he vuelto a ver a aquella que no me gustaba… y ufff rápidamente me he re-compuesto me he acorado de Noe y sus tips de “belleza“ y me he dicho, de hoy no pasa… me arreglo un poco, me siento y lo pongo por escrito…

GRACIAS, infinitas gracias por tocar el interruptor que me ha hecho saltar y ganar en confianza y seguridad. Altamente recomendable, por hacernos pensar, por lo bien enfocado y dirigido, por compartir con otras mujeres casi los mismas manías, rarezas… y sobre todo por no frivolizar sobre la belleza y los estereotipos que nos venden… porque está claro que todos TODOS, necesitamos de la belleza como del amor y eso me hace pensar lo importante que es no solo estar bien por y para los demás pero sobre todo por y para nosotras mismas. Si tienes la oportunidad… no la dejes escapar… VALE MERECIDAMENTE LA PENA…y esto me lleva a pensar en otro de sus post – El verdadero valor de las cosas – venía a resumir algo así como, invertir en ti, es la mejor inversión. SÁCATE PARTIDO… yo ya lo hago.”

Carolina Garcinuño

” (…) El taller de Nohemí me ha llevado a la conclusión de que arreglarse para resaltar lo mejor que cada uno tenemos no es una frivolidad, sino casi una necesidad. Porque todos necesitamos belleza, igual que necesitamos bondad. No el concepto de belleza estereotipada que nos venden en los medios, pero sí belleza. Armonía. Eso pasa por una buena salud, y un buen aspecto. Podemos  ser muy buenas personas, pero lo que otros perciben de nosotros a través de la imagen es mucho y muy importante también. Y lo que percibimos nosotros acerca de nosotros mismos! Qué importante para quienes trabajan o pasamos mucho tiempo en casa, quitarse el pijama,  y tener aunque sea un mini ritual de cuidado…

Otra de las razones por la que en los últimos tiempos he renegado aún más de la cosmética es porque no soporto echarme potingues con montones de tóxicos.  Uso pastilla lo más ecológica y artesana posible, e igual con el champú, el dentífrico, el desodorante… mi excusa para no echarme cremas era no ponerme mierdas, pero eso, era una excusa, porque hoy existen buenas alternativas limpias y respetuosas con el cuerpo. Así que he hecho una pequeña primera inversión y he comenzado por lo más difícil para mí: el hábito  cuando sólo tenía un maravilloso cacao de labios hecho por una amiga, empecé a dármelo cada noche, antes de acostarme. Cuando tuve mi nueva hidratante, también. Y así, poco a poco, espero ir poniendo en práctica los consejos que saqué del taller.
Y comprendí que este cuidado no es sexista, ni exclusivo de las mujeres. Querer destacar lo mejor de uno mismo no tiene sexo.  Comprendí que el cuidado, y el mimo para con una misma no tienen que ver con la obsesión ni por la moda, ni por la delgadez, ni por la estética, que es lo que verdaderamente tiraniza a las mujeres y las vacía de contenido.
Y desde aquí, finalmente, quiero volver a agradecerte Nohe que me animaras a participar, porque esta reflexión me hacía mucha falta.”

Mar

“Después del taller Empodérate sentí como subían mis fuerzas, mi actitud cambió sobre todo con los médicos, superé el miedo a la autoridad, a la bata blanca, yo tengo la sartén por el mango, yo decido.

Caímos todos en casa malos con gastroenteritis, vamos a urgencias, miran al pizco primero, después me toca a mi y el pizco me pide teta, el médico me mira y pone en el papel “lactando bebé 19 meses” y me dice que no puede mandarme nada, que me mandaría primperan pero es incompatible con la lactancia.

Le explico que la mayoría de los medicamentos son compatibles, que por favor consulte en e-lactancia, pero seguía con que no se arriesgaba. Le digo que como puede ser que al niño le manden algo y que se preocupe más por lo que puede pasar por la leche y no lo que se toma directamente y se queda patidifuso diciendo: ” es verdad”. Le pido que si no me va a pinchar me lo ponga por escrito y le costó, hasta me preguntó: – “¿por qué, me vas a denunciar? Escribió: – “no administro primperan por incompatibilidad con la lactancia”, Buffff y yo pensando :  “¿voy a pasar una mala noche por esto?”

Salgo de la consulta porque no estoy segura de la compatibilidad y aunque Nohemí no puede atenderme al teléfono encuentro a otro hada, hablo con Carol y me confirma que sí puedo tomarlo, que es riesgo cero. Ahí es cuando saco toda mi valentía, en otro momento me hubiera ido a casa con el dolor, pero ahora no, ahora estoy empoderada y voy a luchar por mis derechos y contra los prejuicios de los médicos con la lactancia. Vuelvo a entrar y le digo que ya lo he mirado y que me pinche, que yo soy responsable de lo que hago, que qué pena que esté tan desactualizado pero que yo no voy a pasar una mala noche por sus miedos y prejuicios. Al final me dice que OK pero por escrito pone “bajo responsabilidad de la madre” y empieza a decirme: -“pero al menos destétalo un par de días o no le des esta noche”

Ahí ya le dije : -“no, ¡eso ya es cosa mía!” y me fui, ¡ainsssss estas luchas!, pero poco a poco vamos cambiando el mundo. Gracias Nohemí”

Carmen

 “Me sentía empoderada pero a pesar de todo asistí al taller de Sevilla. Quería compartir tiempo y experiencias con mujeres. Disfruté de lo lindo formando parte de ese círculo.

Gracias a Nohemi tomé consciencia del camino que aún me quedaba por recorrer (largo, muy largo).

A los pocos días se presentó la primera piedra en el camino en forma de señor con bata y entonces comprendí que necesitaba mucho más que un par de horas para ser valiente y decir hasta aquí. Me queda mucho, pero al menos ahora soy consciente de ello y sobre todo sé dónde encontrar herramientas y apoyo.

Gracias Nohemí, gracias mamás de ese círculo, gracias a las de todos los círculos”,

María del Mar Jiménez

“Recientemente he participado en el taller online de Nohemí de “Sácate partido” y fue una experiencia muy positiva que me ayudó a quitarme la pereza, a ocuparme más de mi misma y a eliminar prejuicios sobre la belleza, armonía y feminidad.
Antes de tener a mi hijo Samael, hace ya 7 años, era ejecutiva y tenía un amplio armario, cosméticos y complementos. Después cambié voluntariamente de vida, de talla -involuntariamente- y de filosofía de vida y crianza, y cuidarme yo y mi imagen quedaron relegados en el sótano.
Nohemí me ha hecho recordar que feminidad, practicidad, “progresismo” y autoestima van de la mano, que nos han mentido mucho en estos aspectos y que con poco tiempo dedicado a vernos mejor nosotras podemos ganar mucho.
 Además, hice el curso con unas amigas de otras provincias y fue un viernes por la noche estupendo, con una copa de champagne hubiese sido la leche.
Gracias Nohemí por sacar a la Miss XL y alternativa que llevo dentro. Besos”

 

Asistentes Taller Empodérate- Gran Canaria

 

Y: Gracias a Nohemí y al resto de compis, que me encanta ver tantas caras nuevas, bebés chiquitos lindos, y sobre todo, percibir que algo se ha “removido” en este par de años en esta isla. De verdad que voy viendo avances y me encanta ver que somos màs en esta línea

P:  Sí, gracias a ti!. Yo creo que igual tenemos que asumir que nos ha tocado vivir una época de transición y de cambio, y que inevitablemente se generan conflictos. Por otro lado creo que la próxima vez que nos veamos ante una situación que nos pueda generar tensión seguro que nos va a dar fuerza acordarnos de este super grupo y nos vamos a sentir acompañadas en la distancia, no estamos solas chicas!

L: Totalmente d acuerdo  P. Gracias a Nohemí como la ” mama loba”  y al resto por su acogida. He salido tan fortalecida que todo el camino que  me queda por recorrer lo veo un poquito más llano.
GRACIAS a cada una por sus opiniomes y experiencias, gracias por la sinceridad y respeto. Gracias S:  Gracias a ti Nohemí! Una tarde llena de poder diría yo… Y de magia… Y de grandes mujeres… Me encantó! Muchos besos! V: Gracias a ti y a todas! Fue muy enriquecedor. Y el ambiente generado, muy acogedor. Ahora vienen los deberes. Y como dijo P. la sensación de grupo fortalece ¡I’ve got the power! Jajajaaaa Besotes y buen fin de semana.

M:  Un placer y un honor dejarme formar parte de este grupo de madres tan “empoderadas”, escucharlas y aprender de todas, y GRACIAS  Nohemí,  por tus palabras y por tu hacer… porque tu presencia es poderosa !!!

E: ❤❤❤ I:  Mil gracias Nohemí, y mil gracias a todas, mamis!! Me queda mucho trabajo por hacer para poder llegar a tomarme las cosas con esa fuerza. Mi carácter, mi timidez, mis dudas en algunos momentos… Pero nunca dejaré de dar gracias a internet que te pusiera en mi camino cuando me faltaban un par de semanas para dar a luz; estaba segura de ir a Santa Catalina, con epidural por supuestísimo, con las comodidades de una habitación para nosotros solitos… Y después de una conversación contigo en tu casa, me llevé, además del portabebé para A.,  el pensamiento de que yo podía hacerlo de otra manera… Y así fue!! Natural como la vida misma… Tengo muchas más cosas que agradecerte de las que crees…. Y se me da mejor escribirlas que contarlas en persona…. Mil besos, guapa.

Y: Un tarde de PODER, de TRIBU, de AMOR……de respeto, vuelvo a insistir, se fijaron lo bien que se lo pasaron los niños, con libertad, respeto, sin peleas…… gracias  Nohemí. Muakssss.

M: Gracias Nohemí!, me encantó, salí empoderadísima . Gracias a todas, porque como dice Nohemí el poder del grupo es increíble, se notaba en el ambiente, que a gustito estábamos, se me pasó volando. Y. qué pasada lo de los niños, hasta que no lo dijiste no me dí cuenta pero es verdad. Una tarde maravillosa que guardaré en el recuerdo

A:  Gracias churris apas y empoderadas..¡Gracias Nohemí! besos

A:  Yo también me quedé impresionada con la observación de Y.! Y fue maravilloso comprobar que el apego, el amor y el respeto dan sus frutos tan pronto! Gracias Nohemí por lo interesante de esas herramientas para manejar situaciones en las que nos sentimos débiles!

C:   Mujeres lindas, amorosas y poderosas! Me en-can-ta estar entre ustedes, escuchar, compartir, aprender, aportar…gracias por ser y estar en mi camino… Gracias amiga por juntarnos y empoderarnos… El poder lo tenemos, solo nos falta creernoslo! Besos a todas!!

F: Gracias a ti Nohemí y gracias a todas, soy una mujer muy afortunada de haberlas conocido a todas ustedes y en especial a ti Nohemí!!!! y por cierto salí muy empoderada, al día siguiente del taller usé los truquitos que nos diste y me quedé muy pero que muy bien, ya les contaré bien como fué pero no dijo ni muu jajajajajaj

C: Me gustó mucho el taller….y me va a hacer mucho bien Muchas gracias por todo. Un abrazo